• An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
  • An Image Slideshow
Cuando los truenos retumban, ¡entre a la casa! | Print |  Email

El verano es a menudo la estación de apogeo de uno de los fenómenos atmosféricos más mortíferos del país—los rayos. Los rayos caen durante todo el año y son estadísticamente más mortales que los tornados o huracanes. De acuerdo al National Weather Sercice (Servicio NacionalLightningMeteorológico) un promedio de 58 personas mueren y otras 300 resultan heridas por impacto de rayos cada año en los Estados Unidos. Dadas estas estadísticas, es extremadamente importante tomar en serio el peligro de los rayos y mantenerse al tanto sobre protección contra tormentas eléctricas.

Como parte de la campaña “Aprenda, Enseñe, Cuide” TLC, el programa Safe Electricity urge a los padres de familia y a otras personas encargadas del cuidado de niños a asegurarse de que los niños también entiendan la importancia de entender el peligro que presentan los rayos y de saber cómo mantenerse a salvo. No se deje engañar por cielos azules. Si usted oye truenos, los rayos están lo suficientemente cerca para convertirse en una amenaza inmediata. Es por esto que el National Weather Service (Servicio Nacional Meteorológico) ha adoptado la frase Cuando los truenos retumban, ¡entre a la casa! Los rayos pueden impactar hasta a una distancia de 10 millas desde el lugar en donde está lloviendo, aunque uno no vea las nubes. Esto quiere decir que si uno puede oír los truenos, uno está dentro del área de impacto. Cuando la tormenta ha pasado, espere treinta minutos después de ver el último rayo para salir afuera.

Si se encuentra afuera sin y no puede encontrar albergue durante una tormenta eléctrica, tome las siguientes precauciones:

  • Trate de buscar cubierta en un vehículo de techo sólido de metal. Cierre las ventanas y evite contacto con cualquier parte del vehículo que pueda ser conductor de electricidad como el volante, el arranque, la palanca de cambio, o el radio.

  • Evite lugares con agua, terrenos altos o espacios abiertos.

  • No busque cubierta bajo árboles altos y solitarios, parasoles, toldas, pequeñas cubiertas para picnics o lluvia, o cualquier cubierta abierta, ni en vehículos como jeeps, convertibles, tractores o cortacéspedes.

  • No se pare cerca de postes de electricidad, de luz, de bandereas, o maquinaria, cercas, portones, graderías de metal, o aún de otras personas. Si están en grupo, sepárense de modo que estén por lo menos a 20 pies de distancia.

  • Si su piel le cosquillea o su pelo se para de punta, un rayo está por impactar. Póngase en cuclillas bien acurrucado con su cabeza entre las rodillas, haciendo de su cuerpo el blanco más pequeño posible.

Planee actividades al aire libre de acuerdo al clima y esté preparado para buscar cubierta si el clima cambia y se pone amenazador,” dijo Molly Hall, Directora Ejecutiva de Safe Electricity. “Cuando se acercan tormentas de truenos y rayos, el lugar más seguro es dentro de casa lejos de ventas y puertas con las cortinas cerradas. Evite usar agua, electrodomésticos, y otros objetos que puedan conducir electricidad y use solamente teléfonos inalámbricos o celulares para hacer llamadas de emergencia.”

En los Estados Unidos el uso de teléfonos es la causa principal de heridos por rayos dentro de las casas. No es necesario un impacto directo para que el voltaje de un rayo entre a su casa por medio de líneas telefónicas, líneas de electricidad, cableado y plomería. Otras recomendaciones para evitar descarga eléctrica y daños incluyen:

  • Apague y desconecte los electrodomésticos mucho antes de que se acerque una tormenta, nunca lo haga durante la tormenta. No espere que un supresor de picos salve sus electrodomésticos del impacto, desconecte éstos también.

  • Manténgase alejado de tomacorrientes, electrodomésticos, computadoras y herramientas eléctricas y televisores. Quítese los audífonos y deje de jugar juegos video.

  • Apague el aire acondicionado para proteger el compresor de un pico de corriente y evitar así una costosa reparación.

  • Evite contacto con agua, tuberías, incluyendo lavabos, tinas o llaves de agua. No lave platos, no se duche o tome un baño de tina durante una tormenta. Evite usar lavadoras y secadoras de ropa ya que estas máquinas no sólo están conectadas a la electricidad y a la tubería de agua, pero también tienen una trayectoria eléctrica al exterior por medio del tubo de ventilación de la secadora.

  • No se acueste en el piso de concreto del garaje pues seguramente tiene una red de alambre.

  • Los sótanos son generalmente un lugar seguro donde albergarse durante las tormentas, pero evite las paredes de concreto que seguramente tienen refuerzos de metal.

  • No se olvide de sus mascotas. Las casas de perros no tienen seguridad contra rayos y los perros amarrados con cadenas a árboles pueden fácilmente convertirse en víctimas de un impacto.

Si una persona es impactada por un rayo, llame al 911 y ayude a la víctima inmediatamente. Uno no está en peligro de electrocución al tocar a la víctima. Se puede encontrar más información sobre seguridad durante tormentas eléctricas en la página web de la National Oceanic and Atmospheric Administration (Administración Nacional Oceánica y Atmosférica) www.lightningsafety.noaa.gov.